La rectificación de los nombres en la filosofía de 荀子 Xún zǐ

0

Ya hemos dejado en claro que la rectificación de los nombres es unos de los temas fundamentales de la filosofía confucianista desde la obra del mismo Confucio. El texto antiguo más acabado y completo sobre la rectificación de los nombres es el capítulo 22 de la obra de 荀子 Xún zǐ. Este destacado filósofo confucianista resalta en su obra la necesidad de la educación y las leyes para regular el comportamiento de los hombres. Parte de esta tarea residiría para el filósofo en corregir los nombres. Hay dos aspectos básicos a tener en cuenta respecto de su concepto de rectificación. En primer lugar, para 荀子 Xún zǐ los nombres son construcciones sociales y deben ser regulados tomando como modelo los que fueron instituidos por los sabios reyes del pasado, y pueden ser renovados y actualizados por parte de los buenos gobernantes. En segundo lugar, la postura de 荀子 Xún zǐ supone una crítica al modo en el cual se están llevando los asuntos, es decir que diagnostica que tanto los nombres como las realidades que designa están trastocadas.

Antes de leer un texto de la sección 3 del capítulo 22 ofreceremos algunos ejemplos que aporta 荀子 Xún zǐ de nombres que entiende que están tergiversados:

1) 杀盗非杀人也.

    Shā dào fēi shā rén yě.

    Matar a un ladrón no es matar a una persona.

En este enunciado queda claro cómo una tergiversación de los nombres, que se aprovecha de que "ladrón" y "persona" son nombres diferentes, puede llevar a la deshumanización. Una de las virtudes fundamentales del confucianismo es 仁 rén, benevolencia o humanitarismo, que implica reconocer en el otro a una persona.

2) 有牛马非马也

    Yǒu niú mǎ fēi mǎ yě 

    Si se tienen vacas y caballos no se tienen caballos.

La expresión 牛马 niú mǎ, literalmente "vacas y caballos", significa también "animales de carga". Esto había sido aprovechado por 墨子 Mò zǐ para armar esta paradoja 《墨子·经说下》Mò zi·jīng shuō xià. Parece un juego inocente de palabras, pero realizar estos juegos puede dar lugar a tesis más graves como la del ejemplo 1).

3) 情欲寡.

    Qíng yù guǎ.

    Los deseos básicos son pocos.

Esta tesis a primera vista no parece radicar en el mal uso de un nombre. Si recurrimos, sin embargo, al Libro XVIII, donde cita esta tesis del filósofo 宋钘 Sòng xíng y la critica, podemos pensar que lo que está en juego es qué se entiende por "deseo". En ese libro 荀子 Xún zǐ considera que no puede gobernar bien quien parta de una comprensión equivocada del deseo humano y pretenda que equivale solamente al disfrute de las mínimas necesidades básicas.


Capítulo 22, sección 3

故王者之制名,名定而实辨,道行而志通,则慎率民而一焉。

Gù wáng zhě zhī zhì míng, míng dìng ér shí biàn, dào héng ér zhì tōng, zé shèn shuài mín ér yī yān.

Por esto, cuando los que eran reyes regularon estos como nombres, los nombres fueron fijados y lo real (las cosas) fueron diferenciadas, se siguió el dào y se entendieron las intenciones. Entonces, prudentemente ordenaron al pueblo unificarlos.

故析辞擅作名,以乱正名,使民疑惑,人多辨讼,则谓之大奸。

Gù xī cí shàn zuò míng, yǐ luàn zhèng míng, shǐ mín yí huò, rén duō biàn sòng, zé wèi zhī dà jiān.

Por esto separar las expresiones para conformar nombres sin autoridad, rectificar los nombres de un modo desordenado, hace que el pueblo dude y se confunda, las personas tiene muchos litigios, por eso se lo llama un gran crimen.

其罪犹为符节度量之罪也。

Qí zuì yóu wèi fú jié dù liàng zhī zuì yě.

Su crimen es como el crimen de forjar signos y pesos.

故其民莫敢托为奇辞以乱正名,故其民悫;悫则易使,易使则公。

Gù qí mín mò gǎn tuō wéi qí cí yǐ luàn zhèng míng, gù qí mín què; què zé yì shǐ, yì shǐ zé gōng.

Por esto su pueblo no se atreve a recurrir a forjar estos términos extraños para desordenar la corrección de los nombres. Por esto su pueblo es honesto; como son honestos, son sencillos de emplear; como son sencillos de emplear son exitosos.

其民莫敢托为奇辞以乱正名,故壹于道法,而谨于循令矣。

Qí mín mò gǎn tuō wéi qí cí yǐ luàn zhèng míng, gù yī yú dào fǎ, ér jǐn yú xún lìng yǐ.

Como su pueblo no se atreve a recurrir a forjar estos términos extraños para desordenar la corrección de los nombres, por esto están unidos en seguir las normas del dào y son diligentes en seguir las órdenes.

如是则其迹长矣。迹长功成,治之极也。是谨于守名约之功也。

Rú shì zé qí jī zhǎng yǐ. Jī zhǎng gōng chéng, zhì zhī jí yě. Shì jǐn yú shǒu míng yuē zhī gōng yě.

Como son así, su legado dura mucho tiempo. Llegar a ser exitoso con un largo legado es el punto más alto del gobierno. Este es el éxito de ser diligente en preservar los nombres.

今圣王没,名守慢,奇辞起,名实乱,是非之形不明,则虽守法之吏,诵数之儒,亦皆乱也。

Jīn shèng wáng méi, míng shǒu màn, qí cí qǐ, míng shí luàn, shì fēi zhī xíng bù míng, zé suī shǒu fǎ zhī lì, sòng shù zhī rú, yì jiē luàn yě.

Ahora los sabios reyes del pasado no están, y la preservación de los nombres se ha vuelto laxa. Términos extraños se levantan, las cosas y los nombres se desordenan, no es claro el modo de lo correcto y lo incorrecto. Entonces, aun los funcionarios que preservan las leyes, los eruditos que recitan muchas veces también los desordenan todos.

若有王者起,必将有循于旧名,有作于新名。

Ruò yǒu wáng zhě qǐ, bì jiāng yǒu xún yú jiù míng, yǒu zuò yú xīn míng.

Si se levantaran de nuevo los reyes, seguramente, en algunos casos seguirían los nombres antiguos, en otros casos forjarían nombres nuevos.

然则所为有名,与所缘以同异,与制名之枢要,不可不察也。

Rán zé suǒ wéi yǒu míng, yǔ suǒ yuán yǐ tóng yì, yǔ zhì míng zhī shū yào, bù kě bù chá yě.

Entonces, no se puede no investigar por qué hay nombres, por qué razón son iguales o diferentes y lo que se requiere como fundamental para controlar los nombres.

La corrección no de los nombres no es para 荀子 Xún zǐ, entonces, un mero formalismo sino una parte fundamental de la educación del pueblo, que debe partir de los gobernantes y extenderse a toda la comunidad. Los nombres son el resultado de convenciones sociales que 荀子 Xún zǐ reconoce como dinámicas pero que no deben ser alteradas al azar sino como resultado de una investigación adecuada. Los nombres, según la concepción de este filósofo confucianista, son importantes, y pueden usarse para deshumanizar, para volver laxas las costumbres, para dejar de considerar delito a los crímenes comprometiendo el orden social. El cuidado de los nombres sería, así, parte del cuidado de sí y de construcción de una sociedad estable y próspera. 

Descargar PDF

Entradas que pueden interesarte

Sin comentarios